diumenge, 14 de juliol de 2019

Luz perfecta




Per fi la tercera i definitiva part de la història dels Chironi de'n Marcello Fois, "Luz perfecta" . Pot ser que ens aquest cas esperava massa o potser havia passat massa temps entre les lectures dels dos primers volums i aquest tercer, però el cert és que, tot i que m'ha agradat i que, d'alguna manera, resol la història, no m'ha semblat ni de bon tros el millor dels tres.

El que per a mi resumeix la història és que recull tot un ventall de renúncies i traïcions, perquè de l'antiga nissaga Chironi ara ja només resten Marianna, ja molt anciana i el seu nebot-nét, Cristian que se suposa ha de ser l'hereu de la nissaga:

Els protagonistes:

Madalena Pes: 
Era una mujer que había aprendido a ser tenaz. A lo largo de sus cuarenta años se había adaptado a esperas mucho peores.

Luigi Ippolito:
A las cinco menos diez de la madrugada del 12 de octubre de 1979, cuatrocientos ochenta y siete años después del descubrimiento de América. (...)Fue un parto largo y complicado, arduo de hecho. 
(...)
Luigi Ippolito se había hecho alto y delgado, con esa mirada peculiar a medio camino entre el sabio y el asesino en serie que tienen determinados hijos únicos.
(...)
Luigi Ippolito Guiseppe siempre había ignorado lo que era la piedad. Siempre. Respecto a sus padres, pero también respecto a sí mismo. Por lo demás había poco que decir. 
(...)
A Luigi Ippolito lo movía una vocación febril, una enfermedad feroz, un afán de muerte, una concupiscencia temprana, una consciencia inmadura, una ira silenciosa.

Cristian:
Él, Cristian, era de los Chironi particularmente resultones.
Cristian firmó su primer documento oficial exactamente seis días después de haber cumplido los dieciocho años. 
Molt aviat se'ns diu que Cristian mor ofegat, segurament massa aviat, perquè el cos no ha estat trobat i, un cop més, els Chironi efectuen un enterrament amb un taüt buit suposant que el cadàver mai apareixerà, tot i que, en aquest cas, ens espera una sorpresa, perquè a aquestes alçades ja sabem que només les dones saben com desaparèixer: Para los Chironi un ataúd vacío no era algo novedoso.

Marianna:
No es el movimiento lo que mueve las cosas. Es el estancamiento lo que las mueve siempre. Por tanto, para que no sucediera nada era preciso no moverse. Eso lo sabía Marianna sin ningún género de dudas.

I, com em resulta especialment difícil resumir sense revelar cap secret, la resta de la història, acabo amb un enigma que només podreu resoldre si us decidiu a llegir la historia sencera, cosa que modestament us recomano:

La muerte, el más horrible de todos los males en definitiva, no existe en realidad. Porque cuando vivimos la muerte no está y cuando ella está no estamos nosotros. 

I també amb un fragment de l'entrevista que "El Diario.es", va fer-li el 21 de març del 2017 a l'autor:

"En realidad, Estirpe es un experimento. Nace por mi deseo de probar si yo era capaz de crear un clásico. ¿El tema? La cara y cruz de una vida, la de Michele Angelo. Afortunado, pues viniendo de la nada es adoptado por un herrero y con su esfuerzo triunfa como emprendedor. Pero también desgraciado, porque fracasa en crear la estirpe a la que dejar su legado. La maldición de los Quironi es no lograr multiplicarse."

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada